Los lugares más increíbles y desconocidos del mundo

Nuestro planeta está lleno de lugares desconocidos pero que albergan paisajes increíbles y que deberías visitar, cada uno de ellos con sus secretos, historias, particularidades, clima o cultura. Entre ellos no encontrarás destinos poco comunes como Omán, sino sitios singulares que son la delicia de sus visitantes.

Spotted Lake, Canadá

Spotted Lake se encuentra en el valle fronterizo de Okanagan, región antiguamente poblada por los indios nativos y que hoy en día sigue siendo de las pocas reservas indias en Canadá. También conocido como lago Kliluk, sus formas geométricas y su reluciente variedad cromática son algunos de sus rasgos distintivos.

Hace siglos, el agua era el remedio sanador y terapéutico para los indios. Los cambios en los colores obedecen a su riqueza mineral, ya que tiene sulfato de magnesio, calcio, titanio o plata.

Pamukkale, Turquía

Pamukkale significa “castillo de algodón” y se trata de uno de los lugares más peculiares y bellos del planeta. Con 2.700 metros de extensión y una altura de 160, este lugar parece cubierto de nieve, pero en realidad se encuentra en una zona templada y el material que lo recubre se trata de residuos de carbonato de calcio y diferentes minerales del agua de sus fuentes, solidificados en forma de cascadas y piscinas de caliza y travertino.

El lago Hillier, Australia

Es un lago de seiscientos metros de longitud situado en la isla Middle, la mayor isla del archipiélago de La Recherche en la zona occidental del país. Su color rosado es permanente y se mantiene aunque se vierta en un recipiente. Este color se debe a la presencia de dos bacterias que sobreviven a su elevada cantidad de sal: la dunaliella salina y las halobacterias.

Badab Soort, Irán

Es una reserva natural en Mazandarán en el norte de Irán. Su particularidad son sus formaciones escalonadas de terrazas de travertino que se han creado a lo largo de miles de años con el agua fría que fluye de dos manantiales de aguas termales minerales, encargadas de depositar el mineral de carbonatos en la ladera de la montaña.

Río Tinto, España

Este río se halla al sur de España, a lo largo de la provincia andaluza de Huelva, Andalucía.El color rojo de su caudal se debe a la meteorización de minerales que contienen sulfuros de metales pesados a lo largo de todo el río y sus yacimientos. El PH de sus aguas es muy ácido y oscila entre 1,7 y 2,7. Por extraño que parezca, entre sus aguas viven algunas especies de hongos y algas endémicas, por lo que la NASA lo investiga debido al parecido con las aguas de Marte.

Géiser Fly, Nevada

En 1916 una expedición perforó el terreno para encontrar agua para animales y cultivos en un desértico sector de Gerlach y, como resultado, dieron con el agua, pero con una termal de más de 200 grados. Aunque la taparon, favorecieron que años más tarde emanase un géiser.

Isla de Socotra, Yemen

Esta isla forma parte de un archipiélago formado por cuatro islas en el océano Índico. En ella puedes ver animales que parecen fantásticos o árboles desconocidos, ya que en su interior y debido al aislamiento geográfico existen cerca de 700 especies únicas.

Glass Beach, California

Esta playa es conocida debido a su arena de vidrio de intenso colorido y la presencia de cristales. Su origen es desafortunado, ya que a comienzos del siglo XX durante 61 años (entre 1906 y 1967), los residentes de Fort Bragg, emplearon esta ubicación como un vertedero llamado “The Dumps”.

Valle de la Luna, Brasil

El Valle de la Luna, es el nombre que reciben más parajes en el mundo como los ubicados en Chile o Argentina. En el caso del Valle de la Luna de Brasil, se trata de destino en el que destacan formaciones rocosas provocadas por la erosión que generan las aguas transparentes de río Sao Miguel.

Terrazas de arroz,Yuanyang

Este increíble caleidoscopio de colores no es otra cosa que la ciudad china de Yuanyang, que se halla en lo alto del borde de una cordillera, a unos 1.570 metros sobre el nivel del mar y que, como puedes apreciar en la foto, presenta grandes cultivos de arroz en forma de terrazas.

Cueva de los cristales, Méjico

La Cueva de los Cristales, se encuentra en Naica en el estado mexicano de Chihuahua. En su interior residen los cristales naturales más grandes jamás encontrados compuestos por selenita. El más grande de ellos mide cuatro metros y pesa 55 toneladas.

Actualizado el