La importancia del servicio técnico en las puertas de garaje automáticas

puertas

Del confort a la precisión hay una distinción primordial: la protección. A día de hoy es muy difícil que nos planteemos el tener que abrir la puerta de nuestro garaje manualmente. Con el paso de los años, el uso de garajes ha acentuado significativamente, dejando de ser un antojo a ser algo necesario e infalible para nuestra vivienda, negocio...etc.

Las puertas de garaje automáticas tienen muchos beneficios. El coste variará en función del modelo de motor, de la clase de cierre, del material así como el grado de independencia y las probables alternativas.

Tenemos que tener presente que nuestra puerta automática, sin importar la marca, el fabricante, o el instalador con el paso del tiempo experimentará daños y deterioros que necesitaran repararse. De igual modo una puesta a punto y una perfecta asistencia hará que la vida útil de nuestra puerta de garaje sea más duradera o no y tengamos más o menos problemas.

Cuando se hace el mantenimiento en las puertas del garaje automaticas

El mantenimiento y las reparaciones son las dos alternativas elementales para combatir contra el desgaste del tiempo. Sin embargo, ¿son todos los mantenimientos y reparaciones igual de eficaces?, la contestación es, ¡No!

Todas las puertas automáticas precisan una asistencia y no todas son iguales, por lo que dependerá de su procedimiento y componentes. Los mantenimientos deben tener una frecuencia idónea dependiendo de las condiciones, ya que un manejo intenso hará que se reduzcan los tiempos entre una inspección y otra.

El instalador de la puerta del garaje contabilizará con certeza los servicios de mantenimiento periódico. La periodicidad de las visitas irá en función del uso y del modelo que pongáis.

Tan importante es su verificación como que el mantenimiento esté en responsabilidad de una empresa técnica como Servidoors, con un equipo determinado, habituado a tratar y conservar los fallos que pueden dar estos dispositivos. Nuestros expertos además cuentan con la beneficio de estar al corriente de un centenar de modelos de puerta y marcas de los fabricantes más importantes , lo que les da un extra de preparación y experiencia a la hora de encarar una avería.

Nuestros especialistas en puertas automáticas te aseguran un servicio de calidad, garantía y plena seguridad. Además de cerciorarse sobre el buen trabajo mecánico, también examinarán una sección tan esencial como es la seguridad, posibilitando los progresos necesarios para su implantación y presentando la certificación CE, incrementando el modelo de calidad, seguridad y economía energética de la puerta.

Dependiendo de la clase puerta que sea, no olvides que es esencial que tu puerta disponga de las precauciones de seguridad precisas para evitar choques, cizallamiento, arrastre, corte o atrapamiento, y en caso de incidente esta clase de sistemas estén al día para afianzar la protección del cliente.

Recomendaciones usuales para el mantenimiento de la puerta del garaje

  • Evita la suciedad: Además de hojas y basura en los alrededores de la puerta de tu garaje, esta puede aglomerar sobrante de grasa y polvo que la mancharan no sólo por fuera sino que podría poner en peligro los dispositivos que mueven la puerta. Ponte en contacto con el Servicio Técnico de Puertas roper en Madrid, para que te den faciliten todas las recomendaciones necesarias.
  • Engrasa la puerta: La grasa líquida en spray administrada cada dos meses es primordial para mantener la puerta en un estado impecable. Un técnico podrá proporcionar la cantidad exacta para aportar los beneficios de este acto sin ningún inconveniente. Ten precaución porque aplicar con abundancia puede ser tan contraproducente como una carencia, por lo que es preferible aplicarlo en pequeñas cantidades.
  • Cuidado con la humedad: Supervisa que no hay zonas por donde pueda entrar agua o humedad al motor. Los alteraciones de temperatura y el paso del tiempo deterioran las uniones en motores, los cuadros de maniobra y las fotocélulas. Para prevenirlo, analiza con regularidad todos los circuitos eléctricos controlando que no haya grietas ni fisuras. Si las hay, puedes solicitar información por si puedes sellarlos con silicona o por el contrario indicarle cómo proceder.
Actualizado el