¡Únete!

¡Inscríbete gratis y recibe las mejores ofertas a través de "Territorio Ahorro"!

¡Suscríbete!

La importancia de la comida sana

Uno de los principales factores que determinan el crecimiento de un niño es la alimentación. Pero no sólo para ellos es importante, la alimentación afecta a cualquier edad y puede estar detrás de muchos problemas de salud. Además, también nos ayudas a prevenir determinadas enfermedades y tener más energía para nuestro día a día.

¿Qué es una alimentación saludable?

Es la que satisface las necesidades nutricionales y fisiológicas de la persona, asegurando un correcto desarrollo, crecimiento y una correcta salud.

Uno de los mayores ejemplos de una dieta saludable es la Mediterránea. Esta dieta permite que el cuerpo cumpla las necesidades biológicas y previene o reduce el riesgo de enfermedades a corto y largo plazo.

El estudio de la relación causa-efecto entre la alimentación y las enfermedades no sólo se basa en el estudio de la energía y nutrientes de la comida, sino también en elementos no nutritivos (como la fibra o los antioxidantes) que protegen de determinadas enfermedades.

La dieta mediterránea disminuye el riesgo a padecer enfermedades como cáncer, obesidad y diabetes. Es una dieta basada en alimentos como el aceite de oliva que reduce el mal colesterol y aumenta el bueno.

Una buena alimentación y la realización de ejercicio permite aumentar tu nivel de energía y sentirte más consciente. Además se estimulan los químicos del cerebro que generan felicidad, satisfacción y relajación.

Consejos para una alimentación sana

  • Realizar, como mínimo, cinco comidas al día.
  • El desayuno es muy importante ya que nos da energía para comenzar el día. El no desayunar puede hacer que, al comer, se ingiera más cantidad de comida innecesaria.
  • Consume frutas y verduras frescas y de temporada, unas cinco raciones al día.
  • Por lo menos los niños tienen que consumir lácteos ya que contienen calcio.
  • Consume pescado
  • Limita la ingesta de zumos artificiales. Si te apetece uno, o un batido, hazlo casero.
  • Consume alimentos ricos en fibra.
  • Utiliza métodos de cocina más sanos, hervidos, asados, plancha...
Actualizado el