Efectos del cambio climático

Hoy en día estamos viendo muchos efectos ya del temido cambio climático. Pese a que algunos de ellos, como el deshielo, no nos afectan directamente, sí que es cierto que hay algunos aspectos como las tormentas o las gotas frías que nos afectan y no son normales en determinadas épocas del año.

Uno de los mayores problemas de estos efectos es que no están controlados por lo que no sabemos si llueve o va a haber una sequía de una semana. Veamos cuáles son los mayores efectos del cambio climático.

Aumento del nivel del mar

Al aumentar la temperatura, se produce la fusión del hielo y la plataforma de hielo polar, y todo ese agua desemboca en los océanos, provocando un aumento del nivel del mar.

Esto pone en peligro a aquellas ciudades que se sitúan por debajo del nivel del mar y, si este aumento sigue así, quedarían sepultadas bajo toneladas de agua.

Olas de calor.

Los gases de efecto invernadero se quedan dentro de la atmósfera, lo que hace que la temperatura ambiente aumente produciendo olas de calor. Se espera que estas olas de calor sean cien veces peores en el futuro.

Esto dará lugar a un aumento de enfermedades relacionadas con el calor y a un aumento increíble de los incendios.

Tormentas asesinas.

Al aumentar la temperatura del océano, la tormenta se vuelve más intensa, llegando a dar lugar a algunas muy graves. Además también aumenta el riesgo de huracanes devastadores.

Todo esto conduce a inundaciones, pérdida de vidas y daños a la propiedad.

Sequía

La Tierra se calienta y se está dando una gran cantidad de escasez de agua que causa estragos en la producción de alimentos, por lo que se generaliza el hambre.

Lagos históricos van desapareciendo como es el caso del Poyang (China), el Poopó (Bolivia) o el Mar de Aral.

Especies en extinción

Todo lo anterior está poniendo en peligro la vida de muchas especies, aumentando el número de ellas en peligro de extinción. El mayor ejemplo es el oso polar, el mayor damnificado del deshielo del Ártico.

El éxito del ser humano se basa, en cierta medida, en la biodiversidad por lo que la disminución de esta pone en peligro la continuación de nuestra especie también.

Enfermedades

Como ya hemos dicho se están produciendo muchas enfermedades por el calor, pero también por el cambio en el hábitat en general. Un ámbito más cálido es mejor para ratas y mosquitos y las enfermedades que conllevan.

El cólera o la enfermedad de Lyme, antes centradas en el trópico, se están dando cada vez con más frecuencia en diferentes zonas.

Desaparición de glaciares

En España se han perdido ya el ochenta por ciento de los glaciares de los Pirineos y se dice que en 2050 habrán desaparecido en su totalidad. Monte Perdido decrece a una media de cinco metros por década-

En 1850 existían cincuenta y dos glaciares de los que sólo quedan 19. La mayoría de esas desapariciones se ha dado tras 1980.

Guerras

Al disminuir los recursos naturales empiezan los conflictos por controlarlos. Se dan genocidios como el de Sudán debido a crisis ecológicas creadas por el descenso de recursos naturales.

Es muy probable el aumento de las guerras por el control del agua y la comida entre países en un futuro no tan lejano.

Inestabilidad económica

Los desastres naturales producen pérdidas en daños materiales que conllevan un alto costo en su recuperación. Esto produce que se creen muchas tensiones económicas y que las materias primas sean cada vez más caras.

Destrucción de ecosistemas

Se afecta al suministro de agua, el aire limpio y a la agricultura y los recursos energéticos. Las plantas y los animales mueren o se trasladan a otros hábitats. En el futuro, también nosotros tendremos que buscar zonas donde poder vivir.

Desertización

Si el aumento de temperatura sigue a este ritmo, en el año 2090 se dice que la península ibérica será un nuevo Sahara. Hoy en día, un veinte por ciento de la península es desierto.

Un setenta por ciento de las cuencas hidrográficas con más sequía de Europa están en España.

Incendios

Habrá más incendios y más intensos. Esto provocará una gran deforestación ya que la recuperación de los bosques será menor.

Esto se deberá al aumento de la temperatura y la disminución de las lluvias. Ya estamos sufriendo estos efectos con el gran incendio que asola la Amazonía.

Actualizado el