¡Únete!

¡Inscríbete gratis y recibe las mejores ofertas a través de "Territorio Ahorro"!

¡Suscríbete!

¿Se puede almacenar la energía fotovoltaica?

fotovoltaica

Como una fuente de energía limpia y renovable, la generación de energía fotovoltaica ha cobrado impulso en los últimos años. Pero tiene un inconveniente: la energía solar sólo se produce durante el día, lo que significa que no está disponible durante la noche o en días nublados. Por eso, se requiere un sistema de almacenamiento para poder utilizarla cuando no hay luz solar disponible.

Existen diferentes formas de almacenar la energía fotovoltaica, cada una con sus propias ventajas y desventajas.

Batería de Almacenamiento de Energía

Una de las formas más comunes de almacenamiento de energía fotovoltaica es mediante baterías, que permiten guardar la energía producida durante el día para su uso posterior en la noche o en días nublados. De esta manera permiten almacenar la energía producida por los paneles solares fotovoltaicos y utilizarla cuando sea necesario.

El almacenamiento de energía en baterías utiliza principalmente la reacción redox de los terminales positivo y negativo de la batería para cargar y descargar. Se puede utilizar para satisfacer las necesidades de energía eléctrica del sistema durante los picos de carga. También puede utilizarse para ayudar a los dispositivos de compensación de potencia reactiva. Ayuda a suprimir las fluctuaciones de tensión y el parpadeo. Las baterías de almacenamiento más comunes son las de plomo-ácido, las de iones de litio, las de sodio-azufre y las de flujo líquido.

Almacenamiento por Supercondensadores

Los supercondensadores son medios porosos fabricados con materiales especiales. En comparación con los condensadores ordinarios, tiene una constante dieléctrica más alta, mayor capacidad de resistencia a la tensión y mayor capacidad de almacenamiento. Los supercondensadores se caracterizan por su alta densidad de potencia, larga vida útil del ciclo de carga/descarga, alta eficiencia, rápida velocidad y larga vida útil de almacenamiento de energía en comparación con las baterías.

De las características de la batería y el supercondensador se desprende que ambos tienen un gran rendimiento técnico complementario. Mezclar supercondensadores con baterías de almacenamiento mejorará mucho el rendimiento de los dispositivos de almacenamiento de energía fotovoltaica.

Almacenamiento por Superconductores

Los sistemas superconductores de almacenamiento de energía (SMES) utilizan bobinas de hilos superconductores para almacenar la energía magnética generada por la excitación de campo del suministro eléctrico. La energía almacenada se inyecta en la red por cables de electricidad cuando se necesita. La corriente circula continuamente por un inductor cerrado formado por una bobina superconductora y no desaparece.

El almacenamiento de energía por superconductores presenta importantes ventajas frente a otras tecnologías de almacenamiento. Debido al almacenamiento sin pérdidas de energía a largo plazo, la eficiencia de retorno de la energía es muy alta. La energía también se libera muy rápidamente, normalmente en cuestión de segundos.

Sistemas de Almacenamiento Térmico

Otra forma de almacenamiento de energía fotovoltaica es mediante el uso de sistemas de almacenamiento termodinámico. Estos sistemas convierten la energía solar en calor y la almacenan en forma de agua caliente o aceite caliente. De este modo, permiten almacenar la energía solar durante períodos más largos, lo que los hace ideales para usos comerciales o industriales.

También pueden utilizar materiales como la arena o la piedra para almacenar la energía térmica producida por los paneles solares. Estos sistemas son más duraderos que las baterías, pero también pueden ser costosos de implementar.

Almacenamiento por Hidrógeno

También existen sistemas de almacenamiento de energía fotovoltaica que utilizan hidrógeno como medio de almacenamiento. Estos sistemas producen hidrógeno a partir de la energía solar y lo almacenan para su uso posterior en celdas de combustible, generando electricidad a partir del hidrógeno almacenado.

Resumen

En resumen, el almacenamiento de energía fotovoltaica es un tema de gran importancia en la actualidad, ya que permite aprovechar al máximo la energía producida por los paneles solares. Existen diferentes formas de almacenar esta energía, cada una con sus propias ventajas y desventajas. También puede ser realizado mediante el uso de sistemas híbridos que combinan diferentes métodos de almacenamiento. Esto puede proporcionar una solución más eficiente y sostenible a largo plazo.

Actualizado el