¡Únete!

¡Inscríbete gratis y recibe las mejores ofertas a través de "Territorio Ahorro"!

¡Suscríbete!

¿Qué incluye el seguro de decesos?

fgnf

Uno de los momentos más difíciles en la vida de cualquier persona es cuando muere un familiar o un ser querido. Además del dolor emocional que esto ocasiona, se produce un gasto económico muy elevado, lo que puede sumir a la familia en una situación angustiosa. Con esa idea en mente, las aseguradoras han desarrollado diferentes mecanismos de protección, entre ellos el seguro de decesos. ¿Sabes qué incluyen? Veamos. 

¿Qué es el seguro de decesos?

Este producto es un seguro destinado a coordinar y gestionar el pago de los gastos funerarios derivados de la muerte del asegurado. Ahora bien, dependiendo del tipo de seguro contratado será la cobertura y la cantidad económica que aportará la aseguradora. Sin embargo, lo más habitual es que incluya los gastos de entierro o incineración, así como cualquier otro desembolso relacionado con el funeral. Esto incluye las flores, la renta de urna, el traslado al lugar de entierro, y cualquier otro gasto que surja. Adicionalmente, las aseguradoras suelen encargarse de la gestión de todos los trámites implicados, aligerando la carga de los dolientes en esos momentos tan difíciles. En estos casos, lo único por lo que debe preocuparse la familia del fallecido es de avisar a la aseguradora.

Ahora bien, algunos detalles pueden dificultar que se haga válido el seguro. Por ejemplo, si el asegurado no le informó a la familia sobre que había contratado un producto de este tipo, lógicamente no podrán hacerlo válido cuando se requiera. En un orden de ideas similar, es necesario tener a la mano la documentación pertinente, por lo que es importante que quiénes puedan hacerlo válido sepan dónde están guardados dichos documentos.

Cabe destacar que no se puede exigir a la aseguradora que cubra los gastos sin tener a la mano la documentación adecuada. Esto es importante porque solo así se podrá determinar exactamente qué incluye el seguro contratado. Por último, en caso que la aseguradora haya cubierto gastos por una cantidad menor a la que estaba amparada, procederá a entregar el sobrante a la persona designada en el contrato. Esto es una razón más para tener todos los documentos pertinentes en orden.

Ventajas de los seguros de decesos.

Una de las características más sobresalientes de este tipo de seguros es que son altamente personalizables. Es decir, se puede elegir entre un entierro en cierta localidad o la incineración, de acuerdo a la costumbre en la zona o a la preferencia del contratante.

También, se suelen incluir cláusulas que contemplan las posibles consecuencias negativas en la familia que produciría la muerte de la persona asegurada. En algunos casos, se incluyen servicios psicológicos para la asistencia de la familia inmediata, así como asesoramiento extrajudicial. Por supuesto, las características propias del seguro contratado suelen modificar los beneficios otorgados a los dolientes.

Adicionalmente, es posible incluir a un solo miembro en la póliza a toda la familia. Lo más habitual es que se tomen en cuenta factores como la edad para determinar las condiciones del contrato. Al mismo tiempo, en vista que estás situaciones no son estáticas sino que evolucionan con el paso del tiempo, es de esperarse que las condiciones del seguro también evolucionen. De hecho, esto es precisamente lo que ocurre con los productos ofrecidos por muchas aseguradoras.

En resumen, contratar un seguro de decesos es una inversión, pues evita que el patrimonio de la familia se vea dañada en caso de un fallecimiento. Aunque no nos gusta pensar que algún día tendremos que morir, la realidad es que esto puede pasarnos en cualquier momento y de forma inesperada. Por eso, lo mejor es asegurarse que si algo ocurre, nuestra familia quedé protegida.

Actualizado el