¿Qué es más rentable, renting o comprar un coche en propiedad?

asdasd

No cabe duda de que estamos en una época en la que la forma de obtener productos y servicios está sufriendo cambios fundamentales y se está acelerando, abandonando las costumbres e ideas del pasado.

Por tanto, el renting para particulares, como el de donrenting.com, nos brinda una opción similar a la compra de coches clásicos y tradicionales, pero no tan radical como el coche compartido ni tan a corto plazo como las empresas de alquiler de coches. Con esta sugerencia, los alquiladores de automóviles pueden utilizar y disfrutar de vehículos todo incluido sin restricciones y sin una tarifa mensual fija.

Ventajas del renting respecto a comprar un coche

El principal beneficio de alquilar un automóvil es el costo fijo, que incluye todos los gastos incurridos por el uso del automóvil, como el mantenimiento, los impuestos, el seguro e incluso el reemplazo de llantas. Esto significa que a fin de mes, no tendremos ningún accidente, y no tendremos que enfrentar fallas inesperadas que ocurran al final del período de garantía o no estén cubiertas por la garantía, y la posibilidad de reemplazar el auto. de acuerdo con el método estipulado en el contrato.

La mayor ventaja del alquiler es la tarifa fija mensual, que incluye todos los costos de uso y mantenimiento del vehículo, evitando facturas inesperadas.

Sin embargo, esta ventaja agrega mayor conveniencia e inmediatez, porque todos los pagos y servicios están concentrados en uno, por lo que no tenemos que esperar a la fabricación y llegar a nuestra unidad, ni tenemos que pasar por el proceso de venta del automóvil de una vez. Reemplácelo por uno nuevo.

Por último, estos plazos de arrendamiento a medio plazo son una ventaja porque siempre tendremos coches con la última tecnología en materia de seguridad, medioambiente y conectividad, por otro lado, evitamos alquilar determinados tipos de carburantes en poco tiempo. La legislación es cambiante e incierta; sin olvidar la forma flexible de alquilar un coche, la forma de alquilar un coche nos permite cambiar de coche fácilmente, lo cual es muy adecuado para los cambios en nuestras circunstancias personales (aumento de familia, aumento de kilometraje o más menos ..).

Debes recordar que la empresa es la propietaria del vehículo, no la tuya, por lo que no podrás realizar modificaciones ni seleccionar ciertos equipos.

Por el contrario, este enfoque también tiene algunas desventajas. En primer lugar, no podremos decidir sobre ciertos acabados o equipos asignados a nuestros equipos, como colores, equipos de sonido o techos panorámicos, porque son equipos adquiridos previamente por la empresa. Asimismo, dado que no somos los propietarios del vehículo, no podremos realizar ninguna modificación, como reprogramarlo o equiparlo con una suspensión deportiva. Finalmente, si planeamos alquilar un automóvil por un período prolongado, digamos ocho, diez años o más, entonces el método de alquiler de automóviles no será factible (excepto en la mayoría de los casos, el contrato es válido por no más de seis años).

El renting en cifras

Así pues, un estudio del diario Cinco Días demuestra estas afirmaciones, ya que el cliente particular supone unas 87.000 unidades, lo que representa una subida del 57 %.

De hecho, y como muestra de la buena situación que vive el renting, en el pasado 2019 han matriculado más de 300.000 vehículos, lo que supone un incremento del 13 % respecto al año anterior y un 20 % del total de vehículos matriculados en España, representando las inversiones de compra de estos vehículos más de 5.900 millones de euros.

Sin embargo, la mejor manera de comprender la economía y la optimización del alquiler es comenzar a arrojar números y comparar los resultados. Por ello, desde Diariomotor, os traemos dos ejemplos prácticos, que pueden resultar muy interesantes para la mayoría de conductores de nuestro país. Por un lado, presentaremos un caso de un pequeño vehículo utilitario de gasolina utilizado en ciudades, unos 15.000 kilómetros al año, por otro lado, presentaremos un caso de SUV de tamaño medio de gama alta y motor turbodiésel, centrándonos en más sobre viajes y viajes a gran escala. Aproximadamente 25.000 kilómetros se utilizan anualmente. En ambos casos, el tiempo de permanencia en el vehículo se considera 48 meses, que es el tiempo más habitual para el alquiler de coches.

Para el primero, el modelo elegido es el Volkswagen Polo 1.0 TSI 95cv Advance, que es quizás una de las herramientas prácticas más equilibradas y recomendadas. Entre todos los alquileres que hemos seleccionado, el alquiler proporcionado por Arval es de 333 euros / mes (48 meses y 15.000 km / año), que incluye mantenimiento, seguro a todo riesgo, servicios de gestión de multas y asistencia las 24 horas. aquí Después de 4 años, el gasto total será de 15.984 euros.

Para la elección de compra de un vehículo partimos del precio obtenido en el configurador de la web de Volkswagen y lo descontamos, mientras usamos el acabado Advance para añadir un extra de blanco, lo que lleva el resultado a aproximadamente 17.695 euros, que tiene en cuenta el posibilidad de descuentos Descuento o si elegimos unidad de inventario, el precio será menor. Teniendo en cuenta que dos tercios de los españoles eligen financiación para comprar un coche nuevo, por favor consulte algunos simuladores, estimamos que se trata de un préstamo personal a 6 años a 315 euros al mes.

Correspondientemente, debido al uso de coches en estos cuatro años, es necesario aumentar la revisión, pastillas de freno, neumáticos, impuesto de circulación municipal, primera ITV ... y seguro a todo riesgo (según la situación, unos 450 euros, 300 euros por el exceso), el total es de unos 3120 Euros. Ha llegado el momento de hacer un inventario, después de cuatro años el gasto total será de 18.240 € (48 meses x 315 € / mes de préstamo + 3.120 € de gasto). No obstante, vendimos nuestro Polo a un precio de 8.500 euros y pagamos al banco los 7.560 euros que aún nos debemos (si tenemos en cuenta la tabla de amortización el importe será menor), el producto de esta operación de venta y el saldo de la deuda son 940 EUR. Finalmente, después de muchos cálculos matemáticos, el coste neto tras este periodo de tiempo es de 17.300 euros (18.240 euros-940 euros de beneficio), lo que hace que nuestro uso mensual cueste 360 ​​euros. En conclusión, el alquiler en este caso es económico.

Actualizado el