Plagas y enfermedades del Pistacho

Fitoliva

El pistacho es en la actualidad el cultivo arbóreo más productivo, por ello ha aumentado su producción en España. Pero no podemos dejar de lado las plagas y enfermedades que pueden darse en este cultivo.

A continuación te contamos cuáles son las plagas y enfermedades del Pistacho y el calendario de tratamiento.

Plagas y enfermedades del Pistacho

Una vez plantado el pistacho, se entra en una rutina de cultivo muy semejante, por no decir igual, a la del almendro y el olivo.

Sin embargo, las enfermedades o plagas que pueden afectar al pistacho son diferentes y se tratan con productos diferentes. Por ello, te dejamos información sobre los tratamientos fitosanitarios del pistacho y el calendario de actuación.

Calendario de tratamientos fitosanitarios del Pistacho

Plagas que afectan al Pistacho

Actualmente, en España, se puede considerar plaga, el coleópetro Labidostomis lusitanica (nombre común: clitra o galeruca). Sobre todo, resulta una grave amenaza para las plantaciones jóvenes dada su voracidad. En pocas horas son capaces de defoliar grandes extensiones.

Para minimizar sus ataques, se aconseja controlar la flora arvense y recurrir a los tratamientos a base de aceite de Neem o piretrinas naturales a partir de mayo.

También varias especies de hemípteros (chinches) pueden causar daños directos en los frutos por picadura e indirectos al propiciar sus heridas la entrada de determinados hongos fitopatógenos. El periodo de riesgo abarca desde la floración (finales de marzo) hasta el endurecimiento de la cáscara (mediados de mayo).

Tratamientos con oleato potásico y aceite de Neem a partir de marzo ayudan a controlar esta plaga.

Enfermedades del Pistacho

  • Verticillium alboatrum Reinke y Berth. Se trata de una especie de Verticillium que causa el marchitamiento del árbol y hasta puede si su ataque es severo, acabar con el pistachero.
  • Phytophthora citricola Swada. Afecta al sistema radicular que se manifiesta en toda la parte aérea con un crecimiento deficiente, mala brotación, pocas hojas de pequeño tamaño y con síntomas de clorosis, así como el que sus frutos no alcancen un tamaño aceptable… todos estos síntomas son consecuencia de una mala nutrición e hidratación del pistachero.

Cuando la enfermedad es grave, los pistacheros pueden llegar a morir en meses e incluso semanas.

En años lluviosos, se deben aplicar con carácter preventivo contra diversos hongos tratamientos foliares a base de cobre.

Se aconseja tratar, especialmente, en la fase de hinchamiento de yemas, tras la recolección y con el 50% de la hoja caída.

Fisiopatías del pistacho

En ocasiones observamos que el pistachero no crece de forma armoniosa y solemos pensar que sufre alguna plaga o enfermedad, cuando en realidad es fruto de una fisiopatía: muestra que no ofrece las plantas ante un determinado estrés, desequilibrio nutricional o una mala práctica de cultivo.

  • Desecación y caída de frutos. Normalmente puede ser debido a un exceso de frío primaveral que afecta a la floración y/o al exceso de lluvias durante la fase de floración dificultando la polinización. De la misma forma puede ser ocasionada por todo lo contrario.
  • Falta de maduración de los frutos. Este hecho se da normalmente a la falta de temperatura.
Actualizado el