10 consejos para una mudanza sin preocupaciones

wert

Para mudarte con éxito, todo es cuestión de organización y sentido común. Aquí tienes 10 consejos que te ayudarán a evitar los tirones de pelo y a limitar los daños.

Una mudanza puede convertirse rápidamente en una pesadilla. Pero hay medidas que puedes tener en cuenta para hacer la vida más fácil. Se trata de organizarse para vivir con serenidad el día D.

1. Consigue cajas

Embalar es la gran palabra de la mudanza, puedes conseguir cajas en los supermercados ya que las tiran regularmente. Es posible pedirles que aparten algunas de ellas y es ideal hacerlo con antelación. 

2. Evita los periodos de gran afluencia de público

De mayo a septiembre es la temporada de mudanzas. Y las empresas lo saben bien: sus precios son entre un 30 y un 40% más caros durante este periodo. Así que, si puedes, elige un periodo más lento si utiliza una empresa de mudanzas profesional. Además, los precios también son más altos los fines de semana. 

El momento ideal para mudarte es durante la semana, aunque signifique tomarse 2 o 3 días de descanso en el trabajo.

3. Organízate

Llenar las cajas puede convertirse rápidamente en una carrera de obstáculos. ¿Qué poner en qué y dónde? Las empresas de mudanzas sugieren "preparar las cajas de antemano y ordenarlas por categorías para tener menos dificultades a la hora de desembalarlas, y sobre todo para evitar que se rompan los vasos pensando que son de la ropa". 

4. Trabajar en la línea de montaje

Las viejas costumbres son a veces las mejores. Poder turnarse con tus amigos te ayuda a avanzar más rápidamente. "Trabajar encadenado limita el riesgo de fatiga. Tomar descansos y proteger las articulaciones también es muy importante”.

5. Almacenamiento

Es raro poder guardar todo a la vez en casa. Es necesario un periodo de transición y guardar los muebles y las cajas puede ser complicado. Existen soluciones, la mayoría de las empresas de mudanzas ofrecen almacenamientos para guardar los objetos que actualmente no tienen lugar en tu nueva vivienda.

7. Aprovecha el alquiler de camiones

Evidentemente, será más barato solicitar los servicios de un amigo o familiar que posea un camión o furgoneta que alquilar uno. 

Sin embargo, si optas por el alquiler, marca la opción de un solo trayecto para ahorrar tiempo, combustible y dinero. 

8. Despeja el desorden

La mudanza también es una oportunidad para tirar un montón de cosas y guardar los papeles. También puedes vender tus cosas viejas en anuncios clasificados, en una venta de garaje o de manera online.

9. No olvides el inventario 

Hacer el inventario de las instalaciones cuando te vayas es un paso esencial para recuperar la fianza. 

10. El dolor de cabeza del papeleo

Comprueba con los anteriores ocupantes de tu nueva vivienda la lectura de los distintos contadores y ponte en contacto con los proveedores de servicios para informarles de que te haces cargo del piso. La transferencia puede ser más barata que la reapertura de un expediente.

Bonus: otras cosas buenas que hay que saber

Una vez realizados todos los trámites relacionados con la vivienda, es fundamental poder realizar cambios de domicilio y actualizar tu situación en los distintos organismos sociales. Los empresarios, los bancos y las compañías eléctricas también están preocupados, por ejemplo.

 

Actualizado el