Las “otras” infracciones de tráfico

Multa

Las infracciones de tráfico no se agotan en el exceso de velocidad, el estacionamiento indebido, conducir superando las tasas máximas permitidas de alcohol o saltarse una señal vertical de stop o un semáforo en rojo, entre otras.

Hay otras infracciones que son menos conocidas por los conductores pero que también pueden suponer una sanción económica e incluso la pérdida de puntos del carnet.

Las otras multas de tráfico

 Conducir con chanclas: no utilizar un calzado adecuado que sujete el pie o conducir descalzo puede suponer una multa de 80 euros.

 Maquillarse y comer: cualquier acto al volante que pueda considerarse distracción conlleva una multa de 200 euros y la retirada de dos puntos del carnet de conducir.

 Asomar la mano o el codo por la ventanilla: puede ser motivo de recibir una sanción de hasta 80 euros.

 Llevar un cartel de “se vende” en el coche: pese a su práctica, algunos ayuntamientos prohíben el uso de estos carteles alegando que se trata de un uso inadecuado de la vía pública y la sanción puede alcanzar los 200 euros.

 Música demasiado alta: si llevas la radio muy alta al pasar por un núcleo urbano o una zona de descanso como puede ser un hospital te pueden sancionar con hasta 80 euros.

 Tocar el claxon sin motivo: solo está permitido cuando existen motivos justificados para ello. Hacerlo por otras causas está penado con 80 euros.

 Circular por el carril central o izquierdo: cuando el derecho está libre es motivo de denuncia y la multa puede alcanzar los 200 euros.

 Si la documentación es incompleta: cuando se detiene un vehículo que no ha pasado la ITV el conductor será sancionado con 200 euros.

 Saltarse un semáforo en ámbar: está prohibido saltarse un semáforo en ámbar y sólo se permite cuando se está tan cerca del semáforo que no es posible frenar. la infracción supone una multa de 80 euros.

Si ha tenido la mala suerte de recibir alguna de estas multas, acudir a un abogado experto en sanciones de tráfico es siempre la mejor opción pues en muchos casos son recurribles.

Actualizado el