Las cámaras frigoríficas industriales

sfddsf

Las cámaras frigoríficas de instalación industrial son aquellas que almacenan carnes o vegetales para su posterior comercialización.

Las cámaras frigoríficas industriales disponen de un gran tamaño en la que se pueden almacenar los alimentos perecederos con el fin de mantener una buena conservación a lo largo del tiempo. Las más eficaces logran mantener mejor el color, sabor, textura y olor de los alimentos que se pretende conservar.

Estas cámaras no funcionan con el enfriamiento, sino que extraen el calor de los productos depositados dentro de la misma. La manera de que esto se pueda llevar a cabo es gracias a los refrigerantes químicos que absorben el calor de los alimentos, evaporando así sus líquidos.

¿Cómo funcionan realmente las cámaras frigoríficas?

Es fundamental conocer las partes que compone una cámara y cómo es la relación entre los distintos elementos:

  • El compresor, se encarga de absorber el líquido refrigerante de tal modo que lo retiene hasta su entrada en el condensador.
  • El condensador, por tanto, permite al refrigerante transmitirle el calor de condensación y transformarlo en estado líquido.
  • La válvula de expansión hace que el líquido llegue y donde es posible que se pierda una parte de su calor.
  • El evaporador, a su vez, hierve la presión y el fluido absorbe el calor latente del ambiente logrando su enfriamiento.

Este proceso es el responsable de que los alimentos se almacenen en su temperatura óptima. Este ciclo se vuelve a repetir en caso de que la temperatura sobrepase un límite que está previamente establecido.

Además, de las propias cámaras frigoríficas, ha de tenerse en cuenta algunos accesorios que hacen que el objetivo de la misma pueda cumplirse. Como por ejemplo: los registradores de temperatura homologados, las puertas de las cámaras frigoríficas, los burletes para las mismas, las alarmas, evaporadores para éstas, los detectores de gas, etc.

Estos accesorios, son algunos de los complementos adecuados, que se necesitan en las cámaras frigoríficas. Permiten a su vez una mayor optimización de la energía.

Gracias a los especialistas en equipamiento industrial, la reparación, mantenimiento e instalación permite un mejor funcionamiento y por tanto ahorro en las facturas eléctricas de la empresa. El buen funcionamiento de los aparatos, proporciona mayor optimización y resultados. En caso de tratarse de una industria de alimentación, es fundamental que se realicen mantenimientos periódicos de estas máquinas para no perder calidad en la materia prima.

Actualizado el