¡Únete!

¡Inscríbete gratis y recibe las mejores ofertas a través de "Territorio Ahorro"!

¡Suscríbete!

La huella de carbono y cómo reducirla en el hogar

huella de carbono

Cada persona deja una huella de carbono en el planeta en función de su estilo de vida (consumo energético, actividades realizadas, etc.). Calcular tu huella de carbono para cambiar tus hábitos de consumo es el primer paso para reducir el impacto negativo que todos tenemos y luchar contra el cambio climático.

¿Qué es la huella de carbono?

La huella de carbono se refiere a la cantidad de gases de efecto invernadero (GEI) emitidos directa o indirectamente por un individuo, producto, empresa u organización. Se expresa en toneladas de dióxido de carbono emitidas.

Las huellas de carbono personales tienen como objetivo medir el impacto de las actividades de uno en el medio ambiente. Sus cálculos te permiten reducir u optimizar tu consumo energético y cambiar tus hábitos de gasto para minimizar tu impacto en el planeta.

Una sola persona en España emite una media de 8 toneladas de dióxido de carbono equivalente a la atmósfera cada año.

Para calcular tu huella de carbono personal anual, debes considerar algunos datos:

  • Transporte: Desplazamientos cotidianos (coche, autobús, metro o bicicleta) y desplazamientos más especiales como avión o tren.
  • Vivienda y energía: tipo de vivienda (casa, apartamento), su superficie, número de personas que viven juntas, electrodomésticos utilizados, consumo energético generado, tipo de calefacción utilizada, etc.
  • Consumo y estilo de vida: alimentación, consumo, gestión de residuos, etc.

¿Cómo calcular la huella de carbono?

Calcular una huella de carbono puede identificar las fuentes de emisiones de dióxido de carbono y desarrollar medidas para reducirlas.

A la hora de medir una huella de carbono se deben considerar diferentes datos como:

Emisiones directas: Son gases controlados por el ser humano (consumo de combustibles en vehículos, combustibles fósiles en sistemas de calefacción de viviendas).

Emisiones indirectas: son el resultado de actividades individuales (la fabricación de bienes y servicios para el consumo de los hogares).

Los principales gases de efecto invernadero liberados a la atmósfera por las actividades humanas son: dióxido de carbono (CO2), metano (CH4), vapor de agua (H2O), óxido nitroso (N2O) y ozono (O3).

¿Cómo se puede reducir la huella de carbono?

Para combatir el cambio climático, necesitas reducir tu huella de carbono cambiando tus hábitos de consumo. Entre los consejos para reducir las emisiones de carbono encontramos:

Elegir un proveedor de energía verde, como Univergy Solar.

Usar modos de transporte más ecológicos: reemplace su automóvil convencional por un vehículo eléctrico o híbrido

Comprar electrodomésticos de alta eficiencia que cumplan con las etiquetas energéticas

Utilizar bombillas LED

Ajustar el sistema de calefacción y aire acondicionado a la temperatura óptima

Reciclar

Reducir el consumo de carne.

Instalar sistemas de energía renovable en tu hogar, como paneles solares o sistemas de aerotermia.

Entre otras muchas cosas. En este post antiguo te proponemos 5 hábitos de consumo para ser más sostenible y reducir tu huella de carbono.

¿Cómo compensar tus emisiones de dióxido de carbono (CO2)?

La compensación de carbono es un método para reducir el impacto ambiental que tiene en cuenta las emisiones globales del planeta, no solo sus emisiones personales. Obviamente, este enfoque sólo tiene sentido si las personas toman medidas para reducir sus propias emisiones de CO2.

Además de abordar el cambio climático, las compensaciones de carbono también permiten acciones que benefician la transición energética.

Actualizado el