La Huella de Carbono como medio para ganar licitaciones si eres una empresa constructora

Contaminación

En la actualidad, uno de los principales requisitos si una empresa constructora quiere optar a concursos públicos es que la empresa constructora se encuentre inscrita en el Registro de Huella de Carbono, compensación y proyectos de absorción de dióxido de Carbono. En este sentido, la Huella de Carbono se ha convertido en el camino directo para ganar licitaciones de obra pública.

En este artículo se va a hablar de cómo usar el cálcula y registro de la Huella de Carbono para ganar este tipo de licitaciones.

¿Qué es la huella de carbono?

Se define como la totalidad de gases de efecto invernadero que se emiten por efecto directo o indirecto por un individuo, organización, evento o producto.

En este sentido se pueden diferenciar dos acepciones diferentes:

  • La huella de carbono de una organización: es la totalidad de gases de efecto invernadero (GEI) que se emiten en una organización.
  • La huella de carbono de producto: mide específicamente las emisiones durante todo el ciclo de vida de un producto: desde que se extraen las materias primas hasta que termina su vida útil y debe ser destruido.

En este artículo nos centraremos en la primera acepción. El análisis de Huella de Carbono proporciona un dato que se puede usar como indicador ambiental global de la actividad que desarrolla la organización.

Este dato es configurado como referencia para iniciar acciones que permitan reducir el consumo de energía y un mejor uso de los recursos en relación al medio ambiente.

¿Cómo puede ayudarme a ganar una licitación tener calculada y registrada mi Huella de Carbono?

Debido a la gran importancia que, por suerte, se le da a la contaminación en el mundo y en nuestro país, este dato sobre las constructoras que se presentan a una licitación para obtener una obra pública se ha convertido en un criterio puntuable dentro del concurso.

Por ello, que tu empresa tenga calculada y registrada la Huella de Carbono posibilitará la obtención de dichos puntos, lo que nos dará posibilidades extra para hacernos con dicha obra.

Veamos de forma resumida un extracto de un pliego administrativo de un concurso público en el que observamos que existe un criterio «medioambiental» relacionado con la Huella de Carbono y su puntuación. El requisito que nos permite la demostración de que cumplimos con ello se realiza mediante la presentación del justificante del cálculo y registro en el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico.

Licitaciones

Inscripción de nuestra Huella de Carbono

Antes de nada deberemos calcular cuál es la Huella de Carbono de nuestra empresa en un año concreto. A grandes rasgos esto se consigue multiplicando los datos de las actividades (cantidad) por factores de emisión.

Una vez que la tenemos calculada, se remite el cálculo, así como el plan de reducción, al Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico para su revisión y aprobación. Una vez que se encuentra aprobada por el Ministerio, la empresa quedará inscrita en el Registro y obtendrá el sello correspondiente para ese año en concreto.

Una vez que se haya enviado la totalidad de la documentación al Ministerio, éste tiene el plazo de un mes para revisar.

Dado que el cálculo de la Huella de Carbono es para un año concreto, su inscripción no caduca, sino que hay que realizarla cada año que queramos que se registre. Si no vamos realizando dicha renovación, se perderá el Sello así como su potencial para nuestra marca y demostrar nuestro compromiso con la protección del Medio Ambiente.

Además, en las sucesivas revisiones de este dato se puede dar información sobre si dicha huella ha aumentado o disminuido.

Documento acreditativo

Una vez que se resuelve la solicitud de inscripción, el Ministerio emite un «Certificado de inscripción en el Registro de Huella de Carbono, compensación y proyectos de absorción» en formato .pdf y el «Sello de Huella de Carbono» en formato .jpg.

El sello es la demostración de que la empresa ha participado en el registro y también el esfuerzo en la lucha contra el cambio climático y compromiso con el medio ambiente.

¿Necesitas calcular tu Huella de Carbono?

Calcular la Huella de Carbono es algo que requiere de mediciones y gestiones que, si bien podemos realizar nosotros, lo cierto es que es más recomendable contratar a profesionales que realicen dicho cálculo.

En este sentido destacamos el papel de ETRES Consultores una consultora energética cuya actividad se centra en proteger el Medio Ambiente y reducir el Cambio Climático desde el año 2006, focalizando sus servicios en la reducción del consumo energético y las emisiones de CO2.

¿Necesitas resolver tus dudas sobre la Huella de Carbono? Agenda tu asesoría gratuita y te asesorarán de manera personalizada durante 30 minutos a través de una videollamada.

Actualizado el