Extremadura: región pionera en energía renovable

Solar

Cuando Extremadura es noticia más allá de sus fronteras, suele serlo por acontecimientos negativos: tasa de paro, pobreza, abandono escolar… Sin embargo, hay un área en el que la región castúa despunta y donde, además, es pionera. Se trata del campo de la energía renovable. Como apuntamos en entradas anteriores, Extremadura se ha convertido en el hogar más acogedor para las empresas energéticas interesadas en las renovables. La vasta superficie con la que cuenta (41.634 km²), la gran amplitud de terreno llano no fértil para cultivo, las horas de insolación (3.106 al año), la agilidad burocrática de la Junta y las facilidades de los bancos para financiar proyectos fotovoltaicos son algunas de las características que han contribuido.

Por todo ello, Extremadura se ha convertido en la primera comunidad autónoma en desarrollar un instrumento de planificación del modelo energético. Se trata del Plan Extremeño Integrado de Energía y Clima. En total, recoge 57 medidas de carácter sectorial y transversal enmarcadas en cuatro ámbitos de actuación: mitigación, adaptación, investigación e innovación y activación social. El Pacto Verde que propugna Europa y el Plan Nacional Integrado de Energía y Clima que impulsa el Gobierno de España ha impulsado a la Consejería para la Transición Ecológica y Sostenibilidad a crear este documento cuyo fin es cambiar el modelo energético extremeño con vistas a 2030.

Horizonte Extremadura 2030

Hasta entonces, los extremeños, tanto empresarios como ciudadanos, deberán realizar una serie de modificaciones que contribuyan a una serie de objetivos. Uno de los principales consiste alcanzar un 40,6% de energía primaria renovable y un 35,7% de energía final de las mismas características. Ello provocará “una reducción del consumo de energía en un 22% gracias a la mejora de la eficiencia energética y un 100% de contribución renovable a la generación energética”, según Olga García, la consejera de la institución que se ha encargado de este plan.

El compromiso de la región extremeña con la lucha contra el cambio climático al tiempo que se reactiva la economía y el empleo es claro. De hecho, se pretende instalar en estos años un total de 10.360 megavatios de potencia renovable, de los cuales 8.000 son fotovoltaicos. Pero la implicación de la Junta de Extremadura con el medio ambiente va más allá de las palabras. La institución ya ha instalado paneles solares en algunos de sus edificios administrativos en el marco del proyecto Idercexa, que propone un sistema piloto para fomentar el autoconsumo y abogar por una disminución del consumo energético.

En este tipo de instalaciones podría participar perfectamente PRETENSADOS DURÁN S.L. con uno de los productos más innovadores y exclusivos en materia fotovoltaica de los últimos tiempos: SOLARBLOC. Este soporte prefabricado de hormigón cuadra perfectamente con las superficies sobre las que la Junta ha instalado placas, ya que SOLARBLOC se puede montar tanto en huertos solares como sobre cubiertas y superficies planas.

Una vez más, la energía renovable y, en concreto, la solar demuestra que es presente y futuro. Este es uno de los motivos por los que PRETENSADOS DURÁN S.L. se zambulló hace años en este mundo con los soportes para paneles solares SOLARBLOC que tanto facilitan el montaje de las placas fotovoltaicas.

Actualizado el