Beneficios de un PPA

asdasd

 

¿Qué es un PPA en términos energéticos?  El PPA (del inglés: Power Purchase Agreement) es un contrato de compraventa de energía entre un productor y el consumidor. Esos contratos para que resulten rentables tienen  un periodo de tiempo más bien largo,  entre 10 y 20 años por eso es normal.

Se trata de que una comercializadora de electricidad que financia una instalación de energía renovable a un particular o empresa y se acuerda con los propietarios  el coste fijo de la luz, a un precio siempre más barato que el de mercado, hasta que la instalación haya quedado amortizada.

¿Cuál es el beneficio de los PPA y por qué están en boca de todos? El beneficio de los PPA en las energías renovables es que la empresa productora de energía financia la instalación en tu casa del equipo completo necesario de producción de la electricidad para satisfacer la demanda del domicilio particular y también para la venta de excedente.

Una vez realizada la instalación, el propietario de la casa paga la luz a un  precio reducido y en un plazo determinado de tiempo,  cuando ya esté pagada la instalación, pasa a pertenecer al propietario.

Por ello,  es una práctica habitual actualmente porque, es sabido por todos, que una instalación de energía renovable requiere de una inversión inicial que, en algunas ocasiones, puede exceder de nuestro presupuesto.  De este modo, como la empresa productora financia la instalación tú puedes disponer de energía verde en tu casa a un coste más económico que el de otras empresas energéticas y, además, sabiendo que el consumo que estás llevando a cabo no perjudica al medio ambiente.

Una vez transcurrido el tiempo acordado, que supone el pago de la instalación, la productora energética te cede los derechos de la explotación, por lo tanto, la instalación te pertenece a ti y ya no tienes que pagar más.

Otra de las ventajas consiste en que lo normal es que un equipo fotovoltaico tenga unos 25 años de garantía de producción al 90% pero, además, una vez pasado este periodo de tiempo las placas siguen obteniendo energía durante mucho más tiempo pudiendo llegar a los 45 o 50 años sin problema.

En resumen, los PPA son una buena solución si deseas una instalación de energía renovable en tu domicilio pero no tienes disponibilidad de la inversión requerida. Las principales ventajas son que  aunque debas pagar la energía que consumes durante 10 o 20 años, el precio de esta va a ser mucho menor que si estuvieras pagando la energía convencional y pasado ese tiempo la instalación te pertenece y ya no tendrás que pagar nada.

 

Actualizado el