Conductividad eléctrica: Materiales en la industria

sdcfsd

La energía eléctrica es uno de los elementos más importante para las industrias, aunque otra de las principales partidas es el consumo a lo largo del año. El coste de energía eléctrica es uno de los factores más preocupantes.

Las industrias, por tanto, son conscientes de la necesidad de establecer unas medidas de consumo sostenible y eficientes. Esto afecta directamente a la productividad y producción de la misma.

Los materiales utilizados presentan la misma importancia para llevar a cabo el objetivo de eficiencia y productividad eléctrica.

Algunos materiales que ayudan a la conductividad eléctrica

Los materiales que ayudan a la conductividad y por lo tanto productividad eléctrica son los metales como el cobre, el oro, el hierro, la plata y el aluminio.

Sin embargo, existen otros con mayor productividad y eficiencia eléctrica, como es el grafito. Este es un elemento que se puede encontrar en Carbosystem y se usa en innumerables industrias debido a su alto número de propiedades:

  • Se puede deformar según la necesidad
  • Presenta alta resistencia mientras se le aplica calor
  • Es muy ligero
  • Se usa natural o sintético
  • Es un material que presenta alta dureza
  • Es un material excelente en lubricante

Los usos más frecuentes que se le atribuye al carbón grafito en la conductividad de la corriente eléctrica son: la industria telefónica, pues se usa en baterías en forma de escobillas o juntas como conductores eléctricos; para las industrias automotriz, con las baterías para transmitir la corriente al motor; la metalúrgica, para poder trabajar diferentes metales y la industria eléctrica, lo utilizan en electrodos y rellenos de grafito para las tierras físicas.

Este es un elemento clave para la conductividad eléctrica, puesto que es resistente a la corrosión, tiene la capacidad de resistir los choques térmicos y presentan alta resistencia eléctrica. Además, es un excelente conductor porque contiene la humedad.

Actualizado el