¿Cómo usar el aire acondicionado sin aumentar nuestras facturas de electricidad?

El uso de aire acondicionado en las temporadas de verano dispara el consumo de electricidad. Si cuentas con la instalación de aire acondicionado en tu casa y quieres mantener tu casa fresca sin que aumenten tus facturas sigue los consejos que te daremos. 

Tipos de aire acondicionado

En el mercado hay una amplia gama de sistemas de aire acondicionado. Son:

- Aire acondicionado por conductos

Para su instalación requiere de una obra a través de la instalación de unos tubos y un falso techo. El aire acondicionado por conductos estéticamente es invisible. 

- Aire acondicionado por sistema multi Split

Se compone de una unidad interior y varias exteriores. Es el más común entre los de uso doméstico y es ideal para aclimatar una estancia. 

- Aire acondicionado portátil 

El aire acondicionado portátil tiene ruedas y se puede transportar a otras habitaciones. 

CONSEJOS PARA REDUCIR SU GASTO 

Cada equipo funciona de manera distinta, pero lo que tienen en común entre ellos, es el consumo energético del aire acondicionado que producen. No todos gastan lo mismo, si quieres invertir en un aire acondicionado recientemente ten en cuenta: 

- Eficiencia energética del aire acondicionado

Cuanto mayor sea su eficiencia menor será el gasto en las facturas de electricidad y se aconseja comprar aire acondicionado con etiqueta energética A. Los electrodomésticos con etiqueta energética A son menos económicos pero la inversión se recupera fácilmente. 

- Mantenimiento de los filtros 

Realiza el mantenimiento de tu aire acondicionado y limpialo con frecuencia. Realizar esta acción reduce el consumo energético y por lo tanto el precio de las facturas de electricidad. 

- Selecciona la temperatura adecuada

Cuando enciendas el aire acondicionado hazlo a temperatura ambiente y con las temperaturas recomendadas, debe estar entre 23º y 25º . Si tienes mucho calor en momentos puntuales evita bajar la temperatura al mínimo, evitarás que aumente el consumo eléctrico. 

- Ventila en las horas más frescas

Realiza esta acción a primera hora de la mañana y a última hora por la noche. Aprovecha las corrientes del exterior, evita en todos los casos abrir las ventanas con el aire acondicionado encendido y en los momentos que la radiación solar es muy elevada. 

- Instala el modo ECO 

Conseguirás reducir el gasto casi en un 30%.

- Aisla tu hogar

Tener un buen aislamiento térmico en tu domicilio reduce el consumo de energía eléctrica. Deberás tener entre otros, buenas las ventanas, instalar toldos y persianas para evitar la filtración del aire del exterior. 

- No lo utilices por las noches 

Por la noche se puede prescindir del aire acondicionado porque las temperaturas bajan. Si no puedes dormir porque aun así te resulta la noche calurosa, programalo para que se apague automáticamente cuando ya estés durmiendo y no tengas en cuenta la temperatura del exterior.

 

Actualizado el