Cómo funcionan las tiendas Compro Oro

Compro ORO

Si tienes oro en casa (monedas antiguas, joyas, gargantillas, sortijas, etc.), entonces tienes dinero. Con la crisis económica del COVID-19, muchas personas habrán pensado en cambiar alguna joya de oro por euros en un Compro Oro cercano. En esta entrada damos algunos consejos desde Locutorio.net antes de dejar tus posesiones en estos establecimientos.

Conocer cuánto vale tu oro

El mejor consejo cuando vayas a llevar tu oro a tasar es conocer su valor. Este valor depende de dos cosas básicamente: a) de la calidad de tu oro; b) del tipo de oro; y c) del peso, ya que estos negocios te ofrecen un precio por gramo de oro.

Para conocer la calidad del oro tienes que saber que los consumidores manejamos, generalmente tres tipos de calidades medidas por la pureza del oro (algunas joyerías compran oro de 9 o 14 kilates, de poca calidad):

  • El oro de 18 kilates es el más habitual. Se compone, al menos en un 75% de oro, con un 25% de otros metales.
  • El oro de 22 kilates. Debe tener al menos un 91,7% de oro, siendo el resto de otros metales.
  • El oro puro tiene 24 kilates, es decir, es 100% oro. Por eso se conoce también como «oro de inversión». Como curiosidad, las onzas de euro que manejan los mercados financieros donde se especula con oro, son de 24 kilates.

En cuanto al tipo de oro, el oro blanco es más apreciado por las tiendas y joyerías por contener rodio. Más que el oro amarillo.

Finalmente, el peso es determinante ya que las tiendas “Compro Oro” dan precios por gramo. Por eso, y para evitar engaños en la tienda con balanzas trucadas, pesa tu oro con una balanza de cocina (adaptada a gramos). Esto te permitirá saber cuánto oro llevas y rechazar un pesaje inferior en el establecimiento visitado.

Ir a un establecimiento respetable

Una vez que tengas una idea en la cabeza del peso de tu oro a empeñar o cambiar por dinero, es el momento de elegir dónde llevarlo para hacer la transacción.

Hay dos tipos de establecimientos especializados en la compra de oro. Las joyerías y las tiendas “Compro Oro”. Pero no te dejes llevar por reclamos como “agencia oficial”, ya que no existe oficialidad de ningún tipo en la compraventa de oro.

Para saber si la tienda es fiable, no dejes que se lleven tu joya al interior del taller con la excusa de analizarla. Tampoco aceptes un peso inferior al que traigas desde casa.

Comparar precios en varios establecimientos

Antes de decidirte por una tienda, haz un par de tasaciones de tus joyas de oro y pregunta a cuánto pagan el gramo de oro hoy. Y si tienen distintos precios por tramos de gramos. Esto es importante porque algunos establecimientos pagan peor las joyas ligeras con pocos gramos y mejor a partir de 100 gramos de peso. Así que dales el peso de tu oro y les preguntas a cuántos euros te los pagarán.

Pide un recibo de la venta

Si la tasación de tu oro te convence, solicita un contrato de compraventa y un recibo con los datos de la tienda, la pieza que se entrega y su pureza, su peso en gramos, el precio en euros por gramo y el total de euros que se te entregan en mano.

Recuerda que te van a pedir tu documento de identidad (DNI /NIE) porque ellos deben tener un libro registro de las piezas que compran y a quién lo hacen a disposición de Policía Nacional y Juzgados.

La razón es sencilla. Si el oro que ofreces vender es robado, quedará una traza tuya en es establecimiento para investigaciones futuras.

Actualizado el