Central nuclear Garoña

La central nuclear de Garroña parece que no va a cerrar sus puertas. El ministro Soria ha llegado a un principio de acuerdo con la empresa encargada de explotar dicha planta. La empresa va a pedir una prórroga de la vida útil de la central nuclear hasta el año 2019.

¿Por qué cerrar la central nuclear de Garroña?

Cuando el ministro Soria anuncio lo que se llamo el “tarifazo”, es decir, el impuesto a la generación de electricidad, las eléctricas no lo vieron con buenos ojos. De hecho, se interpretó como un golpe bajo del ministerio de Industria. Por ello, las eléctricas comunicaron que debido a la reforma energética, la planta dejaba de ser rentable, por lo que se cerraba.

Pero nunca dejaron del todo cerrada la posibilidad de mantener abierta dicha central.  Al final, las dos empresas eléctricas han llegado a la conclusión que es mejor mantener buenas relaciones con el gobierno y han decidido pedir la prórroga hasta 2019.

El pacto con el gobierno obliga a encontrar una solución jurídica para justificar y revocar la orden de cierre que tiene la planta.

¿Qué esperan las eléctricas por mantener abierta GARROÑA?

Las dos eléctricas esperan un cambio en la reforma energética, y más concretamente un recorte en los impuestos de los residuos radiactivos.

Actualizado el