La Producción Audiovisual en tiempos de cuarentena

wasdfgv

El año 2020 nos tomó a muchos por sorpresa, de pronto cerramos negocios, dejamos de salir a la calle y nos tocó distanciarnos socialmente, muchos nichos del mercado peruano y mundial se vieron afectados por la pandemia, especialmente los emprendedores, mientras otros se mantuvieron a lo largo de la cuarentena con bajas ventas. En el proceso de reactivación, empresas en el rubro publicitario, de entretenimiento, compra y venta de ciertos artículos se vieron afectados, entre ellos las casas realizadoras, ¿Cómo ha afectado la cuarentena al sector audiovisual

Para responder a la pregunta tenemos que tener en cuenta dos cosas, la necesidad de mercado y el valor del producto, y es que al ser un producto caro, la producción de videos full HD, ha pasado a ser un lujo más que una necesidad, al menos de parte de las personas naturales o sin negocio, ya que la mayoría de estos servicios son utilizados para plasmar momentos como: eventos sociales, aftermovies, sesiones de fotografíaselfie video entre otros, la necesidad de las familias por sustentarse durante la pandemia, mantener sus trabajos y la distancia, suprimen la necesidad de adquirir un producto audiovisual de coste alto, sumado a esto al aprendizaje que han tenido gracias a la tecnología y los smartphones, llegan a ser una limitante muy grande a la hora de contratar servicios audiovisuales, pues muchos usuarios optan por hacer sus propias producciones mediante smartphones, cámaras caseras y tutoriales en Youtube, Vimeo o afines.

Para las empresas, el video marketing viene siendo un mal necesario, la mayoría de negocios se siguen moviendo de manera digital y necesitan de un buen anuncio en video o reel corporativo para captar la atención de usuario en redes sociales, plataformas digitales o recurren a influencers, en este sector la economía del productor audiovisual se mantiene, aunque de bajo coste, ya que, por la coyuntura actual, gran parte de las empresas no están laborando presencialmente. En el caso de las que no laboran, como tiendas, servicios profesionales, oficios y comerciantes, la comunicación audiovisual se realiza mediante ediciones en web y redes sociales, por ejemplo, cuando un comerciante desea plasmar todo su catálogo de productos de ropa y zapatos mediante un video ad en Facebook, sin embargo no sabe cómo realizar dicha animación y recurre al productor o editor audiovisual para realizarla,  cuando una empresa no sabe cómo realizar teletrabajo, o desea transmitirse en vivo a trabajadores o consumidores, opta por un streaming, servicio que realizan las productoras audiovisuales o el freelance audiovisual, generando una suerte de mercado, que aunque pequeño, mantiene a la economía audiovisual. 

En el caso de las empresas que brindan servicios presenciales como entidades del estado, bancos, financieras, servicios en supermercados y salud, surge la necesidad de comunicarse a través de anuncios por televisión, videos que son grabados con las medidas de bio seguridad, equipos físicos que son desinfectados y equipos humanos que siguen laborando gracias a estas empresas de primera necesidad, un ejemplo muy claro es el de los supermercados, quienes quieren anunciarse y comunicar mediante comerciales que reflejan los cambios o medidas sanitarias que se dan en sus locales por el coronavirus, bancos que desean capacitar a sus trabajadores desde casa, mediante videos grabados, comerciales del gobierno local, entre otros. 

Otro punto a estudiar es la necesidad del ser humano de seguir socializando, para ello las plataformas de streaming se han hecho necesarias, ganando popularidad y ventas. Tales como ZOOM, Meets, Jitzi, Facebook live, entre otros, el ser humano es social por naturaleza y busca seguirlo siendo, aunque sea a distancia, nos ha tocado ver baby showers por zoom, videollamadas por cumpleaños, juegos entre amigos, plataformas de videojuegos en vivo como twich y nuevas herramientas que han sido monetizadas para la comunicación online. Combinado a la necesidad de las empresas de realizar videos animados, whiteboard y animaciones en after effects para sus transmisiones en vivo, capacitaciones y webinars para seguir en la mente del consumidor, han hecho que las casas realizadoras mantengan al menos un ingreso y no tengan que cerrar sus puertas del todo.

Si bien el futuro en este año es incierto, es un hecho que las productoras audiovisuales en Perú y el mundo, han de reinventarse al igual que lo han hecho muchos negocios, gracias a herramientas de edición, audio y video, que hacen posible realizar animaciones 3D de calidad, grabaciones con todo el sentido de la bio seguridad, entre otros. 

Es un hecho que el mercado post pandemia cambiará drásticamente, y eso incluye a las casas realizadoras, la forma en la que nos comunicamos audiovisualmente tendrá que reinventarse para seguir funcionando y no estar condenada a la extinción, pero con la ayuda de las nuevas tecnologías, herramientas de internet, equipos como drones, estabilizadores y cámaras reflex que se conectan por wifi, claro que podrá seguir vigente.

 

Actualizado el