Ventajas de las viviendas de obra nueva

Obra nueva

Hubo una época (la crisis del ladrillo) en la que la gente huía de la compra de viviendas de obra nueva. Una de las razones es que, durante dicha crisis, mucha gente pagaba entradas de viviendas que nunca llegaron a terminarse. Sin embargo, el reflote de las constructoras y las ventajas de este tipo de viviendas ha hecho que se conviertan en una gran elección.

Ventajas de la compra de una vivienda de obra nueva

Ahorro en reformas

Seguramente sea una de las mayores ventajas de este tipo de viviendas. Generalmente, cuando compramos una vivienda de segunda mano tenemos que realizar una serie de reformas para que la casa sea más cómoda y habitable.

Una vivienda de obra nueva tiene todas las cualidades necesarias desde el principio.

Viviendas eficientes

Actualmente, todas las viviendas de obra nueva deben cumplir una serie de normativas en lo que respecta a las instalaciones de suministros de energía, aprovechan más los recursos naturales por lo que serán más eficientes, menos costosas y se reducirá la contaminación.

Dentro de estas normativas destacan la instalación de energías renovables para el agua caliente sanitaria de los edificios.

Suelen estar en las afueras por lo que son más tranquilas

Por motivos obvios de espacio en las grandes ciudades, las viviendas de nueva construcción se suelen construir en zonas de las afueras de la ciudad, donde hay una mayor tranquilidad que en las zonas céntricas.

Zonas verdes, piscina y jardines

No sólo por el hecho de que en los barrios de las afueras suele haber más zonas verdes de por sí, sino que en este tipo de viviendas se suelen instalar también zonas verdes o piscinas.

Garaje y trastero

El hecho de que la construcción sea mucho más espaciosa hace que sea posible contar con un garaje o un trastero.

Acabados a tu gusto

Cuando compramos una vivienda sobre plano se nos da la posibilidad de elegir los acabados de aspectos como las puertas, el suelo o la cocina. Además, incluso podemos elegir la disposición de las habitaciones.

Garantía del constructor

Las empresas constructoras nos dan la garantía de que los materiales y las infraestructuras son de la mejor calidad. Además cuentan con un excelente servicio post venta.

Facilidades de pago

Al comprar una vivienda de nueva construcción podemos acceder a cómodos plazos y a cuotas fijas que pueden no estar disponibles en las viviendas de segunda mano.

Inversión de futuro

Comprar una vivienda nueva es una inversión de futuro. Se suelen construir en barrios que, en un tiempo, se convierten en zonas “céntricas” de la ciudad, elevándose el valor de la casa.

Eliges tu vivienda

El hecho de comprar una vivienda de obra nueva te permite elegir la que más se acerca a la que siempre soñaste tener. No sólo porque te permitan, como hemos dicho, elegir acabados o disposiciones, sino porque puedes elegir el tipo de vivienda, número de habitaciones, orientación...

Sin romper tu bolsillo

Si compras una casa de segunda mano necesitarás de antemano el 10 % de IVA, el 20 % del importe no financiado por el banco y el 3-4 % de gastos. Cuando compramos una vivienda de obra nueva, desde el pago de la entrada hasta el comienzo de los pagos restantes tendremos tiempo de ir ahorrando y consiguiendo los fondos necesarios.

Actualizado el