¡Únete!

¡Inscríbete gratis y recibe las mejores ofertas a través de "Territorio Ahorro"!

¡Suscríbete!

Diferencia entre poner un inmueble a la venta y querer venderlo en realidad

inmobiliaria

Vender una casa puede ser una tarea abrumadora. Por ello, siempre es recomendable contar con un consultor especialista en el sector que pueda guiarnos en cada uno de nuestros pasos. No es lo mismo poner un inmueble a la venta que querer venderlo en realidad por eso la importancia de la ayuda de un asesor inmobiliario como JC Abad Realtor. Hay muchas personas que tardan en vender su vivienda y no entienden el motivo de ello.

Poner un inmueble a la venta

Puede parecer bastante obvio, pero para vender una propiedad, primero hay que querer venderla, y no siempre es así. En este punto también estaríamos sobrestimandonos a nosotros mismos. Hay vendedores que piensan que su casa es la mejor del mundo y creen que se venderá sola. Un descuento es prácticamente imposible. Esto sucede porque una casa que ha sido habitada crea cierto sentido de pertenencia y cercanía.

Otros de los motivos que hace que la vivienda no se venda y que realmente no quieras son:

  • La casa no tiene el precio del mercado

A veces es urgente vender una casa porque se necesita el dinero, por ejemplo, para pagar los impuestos de una herencia, para reinvertir en un piso o por otros motivos. Si esta es tu situación y no puedes vender la casa, considera reducir el precio por debajo del precio de mercado.

Otro escenario posible es que fijes el precio de la casa por encima del precio de mercado. En este caso, será casi imposible vender la casa. Por esta razón, se debe investigar bien y ajustar el precio de venta para que sea justo y competitivo.

  • No conoces todos los procedimientos legales de venta

Uno de los mayores problemas para los vendedores, y una de las posibles razones por las que es posible que no pueda vender su casa, es la información legal y los trámites necesarios para venderla.

  • Asegúrese de que la casa no tiene deudas. Factura del IBI y gastos de comunidad y darlo a conocer en el anuncio.
  • Si la casa está hipotecada, considere sus opciones para la venta o liquidación de la hipoteca.
  • Presta atención a todos los gastos y transacciones que debes realizar y cuánto se pueden demorar.

Todo esto tranquilizará al comprador, ya que se está haciendo que la transacción sea lo más fácil y amigable posible para el cliente.

Motivos por lo que quieres vender realmente un piso

Hay varios motivos que indican la venta necesaria y rápida del inmueble:

Cambio de residencia a otra ciudad

En este caso, los plazos son muy importantes, porque este tipo de venta suele ir asociada también a un cambio de obra con su fecha concreta de creación. Asimismo, el propietario necesita servicios adicionales, como vender o trasladar sus muebles, servicios de mudanza a otra ciudad, encontrar escuela para sus hijos, etc. En cualquier caso, cada venta requiere un plan de trabajo específico para cubrir las necesidades.

Problemas económicos

Esta es una de las motivaciones más comunes. Por una u otra razón, la situación económica se ha deteriorado y hay una necesidad urgente de vender. En estos casos, obviamente, el precio es muy importante, porque los plazos juegan en contra del propietario. El plan de ventas debe incluir una distribución intensiva, una presentación adecuada y atractiva de la vivienda y una estrecha supervisión de los posibles compradores. Las futuras negociaciones de precios deben llevarse a cabo teniendo en cuenta los términos y necesidades del propietario.

Separación matrimonial

También es una de las principales motivaciones para vender inmuebles. Cuando se quiere romper la convivencia, suele ocurrir después de un largo período de conflicto, que deja sus secuelas emocionales. Si ambos propietarios tienen hijos, el problema se agudiza porque la carga emocional negativa es mayor. En estos casos, es importante tener mucho cuidado al comunicarse con los miembros de la unidad familiar. Además, en caso de separación, se deben tener en cuenta los aspectos legales y fiscales para evitar una mayor carga sobre las ganancias patrimoniales obtenidas en la venta. A veces no hay acuerdo sobre el precio de venta, las negociaciones, los horarios de visita o incluso el hecho de que tienes que vender. Siempre es recomendable llegar a un acuerdo para lograr el mejor resultado a largo plazo para la pareja.

Hay otros factores que hacen que se vea que se quiera vender la vivienda rápidamente.

Estado de la casa

Antes de poner la casa en venta, haga un análisis y evalúe sus fortalezas y debilidades. Si bien puede no ser necesario renovar completamente la casa, siempre es práctico darle un lavado de cara para que los posibles compradores se enamoren de ella. Los dormitorios y el salón no son las estancias a las que más atención prestan los buscadores de piso, sino la cocina y el baño. Entonces, a menos que tenga un presupuesto muy grande para una renovación, concéntrese en ella, prestando especial atención a la iluminación y la funcionalidad.

Fotografías

Para vender una casa lo antes posible es imprescindible publicarla en los principales portales inmobiliarios online. Si realmente desea captar la atención de los compradores potenciales para que se animen a ver la casa, las fotos son muy importantes. Para ponértelo más fácil, distribuye adecuadamente los elementos de la casa y retira todos los efectos personales.

Si quieres aprovechar las oportunidades de inversión, hacerlo bien y con resultados positivos, necesitarás la ayuda de un agente inmobiliario. Un agente inmobiliario tiene conocimiento de la zona, disponen de herramientas de venta y siempre buscan el interés del cliente.

Actualizado el