Se encuentra usted aquí

El consejero delegado de Endesa califica la factura de la luz de “misterio”

ahorrar-dinero

"Uno de los grandes misterios", "el triángulo de las bermudas" o "los atascos de la m-30", así ha descrito José Bogas, consejero delegado de Endesa, la factura de la luz en nuestro país. Y el mejor lugar para decirlas era en la conferencia organizada por Esade. Bogas ha afirmado que en la factura “las cosas son muy complejas, un desastre ininteligible para nadie”.

El consejero delegado de Endesa hizo referencia también a la revolución digital que vivimos actualmente y de cómo afecta a las comercializadoras energéticas, principalmente “en el cambio en las relaciones con sus clientes”. Un ejemplo que se viene adoptando desde hace tiempo es el envío de facturas por medio electrónico, lo que ayuda además a la conservación del medio ambiente.


Entender la factura de la luz

Aunque el desglose de los componentes del recibo eléctrico pueda parecer, a priori confuso, realmente conociendo los conceptos a los que hace referencia, la factura se torna más inteligible. Los principales datos que debe saber todo usuario son los que se describen a continuación:

  1. Potencia eléctrica: también conocida como término de potencia o término fijo es la cantidad de electricidad en kW contratada por el cliente.
  2. Consumo eléctrico: también llamado término variable, hace referencia a la cantidad de energía consumida en el periodo de facturación en kWh.
  3. Alquiler del contador: aparecerá en la factura siempre y cuando el sistema de medida esté bajo régimen de arrendamiento.
  4. Impuesto sobre la Electricidad: aplicado por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo, en ambos términos de la factura. Es el 5,0113% de la suma del término de potencia y el consumo.
  5. Impuesto sobre el Valor Añadido o IVA fijado por el Gobierno y que se aplica sobre el total de la factura.
  6. Datos del cliente y del suministro: nombre, apellidos y DNI del titular, número del contrato y tarifa de acceso contratada, así como el Código Universal del Punto de Suministro (CUPS).

Ahorrar en la factura de la luz

Esta aplicación realiza un estudio gratuito del mercado

La mejor forma de ahorrar en la factura de la luz es conseguir una modalidad de precios económica y que se adapte tanto al punto de suministro como a los hábitos de consumo del cliente.

Para encontrar una tarifa de luz que se ajuste a las necesidades de los usuarios, éstos pueden acceder al comparador de tarifas eléctricas, una aplicación online que realiza un estudio gratuito del mercado para ofrecer un plan de precios en base a su perfil.

Otra forma es intentar reducir el consumo eléctrico de una vivienda o incluso rebajar la potencia contratada en esa vivienda. Pero aunque estas dos medidas pueden ser efectivas, también es cierto que si el precio del kilovatio hora (kWh) es muy alto, seguirá siendo un sobrecoste para el cliente.